publicidad

dimarts, 29 de desembre de 2009

Nuestra Vida




"No podemos controlar quién nos trae a este mundo. No podemos influir en la educación que nos han dado, no podemos obligar a la cultura a convertirse instantáneamente en hospitalaria. Pero la buena noticia es que, incluso tras haber sido heridas, incluso en nuestro estado de fieras
e incluso cuando nos encontramos todavía en situación de cautividad, podemos recuperar nuestra vida."